La limpieza del Corazón

COMENZAR
2 mins lectura

Revatīnandana: Siempre animamos a cantar Hare Kṛṣṇa, ¿es así?

Prabhupāda: Sí. Ese es el único método en esta era. Por cantar Hare Kṛṣṇa, el… El reservorio del entendimiento se limpiará. Y luego se podrá recibir, podrá recibir el conocimiento espiritual. Sin limpiar el corazón es muy difícil entender y recibir el conocimiento espiritual. Todas estas medidas correctivas –brahmacārī, gṛhastha, vānaprastha– son simplemente métodos de limpieza. Y bhakti es también un método de limpieza, vidhi bhakti. Pero mediante la ocupación en la adoración de la Deidad, también uno se limpia. Tat-paratve… Sarvopādhi… A medida que se ilumina o avanza en la comprensión de que es un sirviente eterno de Kṛṣṇa, se purifica. Él se purifica. Sarvopādhi significa que él no hace… Sarvopādhi. Trata de eliminar a su upādhi, su designación, que: «Soy estadounidense, soy hindú, soy esto, soy aquello». Así de esta manera, cuando uno se vuelve totalmente libre de este concepto corporal de la vida, entonces nirmalam. Se convierte en nirmala, no contaminado. Y mientras este concepto de vida continúa: «Soy esto, soy aquello, soy eso», todavía está en el… Sa bhaktah prakṛtaḥ smṛtaḥ. (Aparte:) Siéntese correctamente, no así. Sa bhaktah prakṛtaḥ smṛtaḥ. Arcāyām eva haraye… Incluso en este proceso, cuando están ocupados en la adoración de la Deidad, arcāyāṁ haraye yat-pūjāṁ śraddhāyehate, haciéndolo con gran devoción , pero na tad bhakteṣu cānyeṣu, pero sin ninguna compasión por los demás o sin saber cuál es la posición de un devoto, entonces sa bhaktah prakṛtaḥ smṛtaḥ: «Él es llamado devoto materialista, devoto materialista». Así que tenemos que elevarnos desde la etapa devocional material a la segunda plataforma cuando uno puede entender lo que es un devoto, lo que es un no devoto, lo que es Dios, lo que es ateísmo. Esta diferenciación está ahí. Y en la etapa paramahaṁsa no existe tal discriminación. Él ve a todo el mundo ocupado en el servicio del Señor. Él no envidia a nadie, no ve nada, y a nadie. Pero esa es otra etapa. No deberíamos imitar, tratar de imitar, pero sepamos que paramahaṁsa es el más alto estado de perfección. Como predicador tenemos que señalar… Al igual que le dije a este muchacho: «Siéntese así». Pero un paramahaṁsa no lo dirá. Un paramahaṁsa, en vez, él ve: «Él está bien». Él ve. Pero no deberíamos imitar a un paramahaṁsa. Porque somos predicadores, somos maestros, no deberíamos imitar a un paramahaṁsa. Debemos decir la fuente correcta, por supuesto.

Revatīnandana: Usted debe ser más elevado que la etapa de paramahaṁsa, Prabhupāda.

Prabhupāda: Soy inferior a ti. Soy inferior a ti.

Revatīnandana: Usted es tan espléndido. Es un paramahaṁsa, pero aún así, nos está predicando.

Prabhupāda: No, soy inferior que tú. Soy el más bajo de las todas las criaturas. Simplemente estoy tratando de ejecutar la orden de mi maestro espiritual. Eso es todo. Esa debería ser la ocupación de todos. Haz tu mejor esfuerzo. Haz tu mejor esfuerzo para ejecutar la orden superior. Esa es la forma más segura de progresar. Uno puede estar en la etapa más baja, pero si trata de ejecutar el deber que ha sido confiado a él, él es perfecto. Él puede estar en el estado más bajo, pero porque él está tratando de ejecutar el deber que se ha confiado, entonces es perfecto. Esa es la consideración.

A.C. Bhaktivedanta Swami Prabhupāda
Lectura SB 6.1.34-39 — Surat, Diciembre 19, 1970

Kṛṣṇa Kiśora dāsa

En cada pueblo y aldea, al servicio de mi maestro espiritual Su Divina Gracia A.C. Bhaktivedanta Swami Prabhupāda

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

ANTERIOR

En este cuerpo hay dos entidades vivientes

SIGUIENTE

El Bhagavad-gita es el principio básico